viernes, 14 de octubre de 2016

Me erotiza... Una de desnudos.



 En mi cama están los imprescindibles…

Me erotiza los hombres desnudos. Sin más. Sin adornos, solo piel.

Me erotiza ver desnudarse a un hombre, si se quita los calcetines lo primero, más. Después la camisa y si a continuación el pantalón, mucho más.

Me erotiza la forma en que se quitan los boxes o los slips y si los dejan en el suelo sin mirarlos más.

Me erotiza cuando caminan descalzos y si lo hacen hacia mi, empiezo a dejar de pensar.

Me erotiza los hombres con bello y sin él también.

Me erotiza los hombres con brazos fuertes, y los hombros definidos mucho más.

Me erotiza los cuerpos tatuados y los que no también.

Me erotiza la espalda de un hombre y acariciarla aún más.

Me erotiza las manos grandes y los dedos delgados y los gruesos también.

Me erotiza los pectorales trabajados, dónde da igual.

Me erotiza el abdomen de los hombres, y trazar en mi mirada líneas verticales  y horizontales con mi lengua, con mis dientes o con mis uñas.

Me erotiza las piernas de los hombres, las que tienen bello más.

Me erotizan los hombres grandes, corpulentos y fibrosos, y también me gustan los demás.

Me erotiza los glúteos de los hombres, el de los moteros, nadadores  y el de los deportistas en general.

Me erotizan los hombres con coleta, los de pelo corto y algunos calvos me erotizan igual.

Me erotiza sus orejas, y susurrarles al oído más.

Me erotiza el cuello de los hombres y besarlo y lamerlo aún más.

Me erotiza su mentón, y si lo muerdo mucho más.

Me erotiza sus ojos, y su mirada más.

Me erotiza sus labios y su boca, si me busca mucho más.

Me erotiza la sonrisa de los hombres sin más.

Me erotiza su timidez  desnuda y mi deseo también.

Me erotizan sus besos, sus caricias  y su sexo igual.

¿Me erotizan todos los hombres? No que va, solo los que se desnudan antes de entrar en mi cama.


Fdo.: Raquel Díaz Illescas

No hay comentarios: